SE CUMPLEN 20 AÑOS DEL FALLECIMIENTO DE MERCEDITAS, LA MUJER DEL CHAMAMÉ NO CORRESPONDIDO

REGIONALES 03 de julio de 2021
En ella se inspiró Ramón Sixto Ríos para crear una de las canciones litoraleñas de mayor trascendencia. La historia de un amor no correspondido que nació en Humboldt y que se replicó en todos los rincones del mundo.

210190497_1798140850370530_2985640263082869763_n

Hablar de Mercedes Strickler Khalov es conocer o aproximarse a una historia de vida que se nutre en la realidad y la leyenda, el amor y el temor, de lo próximo y lo lejano. Su andar por la vida comenzó un 21 de diciembre de 1916 en la zona rural de Humboldt (Provincia de Santa fe), un contexto geográfico que hacía honor a sus abuelos quienes fueron los primeros colonizadores de los campos de la zona.

212063962_1798144043703544_342498814909724934_n

En 1939, llegó a Humboldt, un joven poeta muy apuesto, el artista Ramón Sixto Ríos (1913-1995), quien integraba junto a otros un conjunto teatral. Tal fue el amor que sintió por Merceditas que decidió proponerle casamiento, pero ella no aceptó.

Pasó casi medio año y en la radio sonaba la canción “Merceditas” que se convirtió en uno de los clásicos de la música popular, nacional e incluso internacional.

Ese primer encuentro se produjo en el Club Sarmiento de Humboldt. Ella vestía un vestido blanco y lucía el cabello largo y enrulado; él tenía un traje cruzado y estaba peinado a la gomina.

Merceditas llamaba la atención, no solo por su belleza, sino también por su espíritu independiente, inusual en las mujeres de la época. Solía presentarse en el pueblo sola, sobre una moto, con pantalones de tela de leopardo, botas y campera de cuero; montaba a caballo como un hombre y se iba sola de vacaciones a Córdoba. Era habitual que fuera el centro de los chismes y habladurías de los pobladores.

211431043_1798143053703643_6966579925158358142_n

Ramón y Merceditas iniciaron una relación formal, que se mantuvo dos años, alimentado por las cartas que intercambiaban, ya que él vivía en Buenos Aires, a más de 500 kilómetros de distancia. Mientras duró la relación, Ramón iba esporádicamente a Humboldt a visitarla. De esos años son los versos de "Pastorcita de las flores", donde Ríos escribe:

"Allá en los campos solitarios
vive la Pastorcita,
la encantada Merceditas
que es leyenda entre las flores
que su mano ha cultivado.
Ella es la rubia mía,
y todo el mundo lo sabe;
lleva en sus manos un ramo
de bellas flores silvestres
y al verla así es que parece
que son las flores sus manos
o que su manos florecen."
211873206_1798142277037054_3288979713874046057_n

En 1941 Ríos decidió proponerle matrimonio, y para ello viajó a Humboldt con los anillos. Pero, inesperadamente, Merceditas rechazó su proposición:

"Me gustaba pero de un momento a otro lo dejé de querer. Fue el día que vino con los anillos para comprometernos. No lo acepté. Ahí me desenamoré . o no quería comprometerme. Se fue de vuelta con los anillos."

211850499_1798143880370227_5658598078688014230_n
En otra ocasión diría también al respecto: "Simplemente me arrepentí."

Se despidieron por última vez en la terminal de buses de Esperanza. Pese a la ruptura, Ramón y Merceditas siguieron escribiéndose varios años, hasta que ella dejó de contestarle en 1945.2​ Él sin embargo persistió, varios años más, transmitiendo en las cartas el dolor que le producía ese amor no correspondido:

"Con los meses y los años no le contesté más sus cartas, no quería que perdiera el tiempo conmigo. Y entonces empezó a mandarme más cartas, todas con versos muy tristes, que me hacían llorar. Todavía las conservo. Versos muy tristes le salían, porque yo lo había dejado."

211523712_1798142840370331_5639575704457728861_n
Hasta que él también dejó de escribirle. La última carta dice:

"Llegaste hasta mí como una rosa muy blanca para dejarse deshojar entre tus manos y morirse así, muy dulcemente, casi con placer. No puede ser de otro modo, pues solamente las montañas no se encuentran, pero las personas sí y si puede ser que alguna vez nos encontremos, ya sea en esta vida o en la otra, siempre será grato tener un recuerdo amable de todo."

206245681_1798141210370494_2930339389881633146_n

De ese dolor surgió "Merceditas", la canción. Ramón Ríos la compuso en esa década de 1940, la grabó y la misma se convirtió en un éxito radial. La propia Mercedes Strickler recuerda el momento en que la escuchó por radio:

"Enseguida me di cuenta: la letra tenía frases enteras que Ramón me había dicho personalmente."

Argentina vivía un momento de resurgimiento de la música folklórica argentina, que resultaba cada vez más popular, en el marco de grandes transformaciones socioeconómicas, caracterizadas por un amplio proceso de industrialización con centro en Buenos Aires, que impulsó una gran ola de migración interna a partir de 1930, del campo a la ciudad y de las provincias (interior) a la Capital.

210372236_1798143673703581_5144386367031315843_n

Ramón Ríos seguiría su vida y se casaría con otra mujer, de la que enviudaría apenas dos años después. En la década de 1980 una revista de Buenos Aires publicó una nota que incluía un reportaje a Merceditas. Al leerla Ríos le escribió una carta invitándola a ir a Buenos Aires, reencuentro que concretaron poco después. Él volvió entonces a proponerle matrimonio, pero ella lo rechazó una vez más. Se mantuvieron en estrecho contacto hasta la muerte de Ríos, el 25 de diciembre de 1995, cuando tenía 82 años. Su último acto fue legarle los derechos de la canción. Ella vivió hasta los 84 años y murió soltera el 8 de julio de 2001.  

M: "Yo lo quería mucho pero no estaba enamorada. Yo creo mucho en Dios y creo que cuando algo va mal es porque Dios me castigó."
P: ¿Dios la castigó?
M: "Si, porque yo lo dejé."

La canción ha sido considerada, junto con "Zamba de mi esperanza", el tema más popular de la historia de la música folklórica de Argentina y una de las trece más difundidas de la música popular de ese país.

205704246_1798144107036871_6308311534945704861_n

211260635_1798143917036890_4452958564965098059_n

211781505_1798143277036954_6923019429497590041_n209871064_1798142500370365_3226188561460764446_n

Colección fotográfica: Archivo Comuna de Humboldt
Museo Histórico de la Colonia Humboldt
Fuentes de redacción:
Mónica Bürgi - Alicia Brunas - Mariano Marty – María Elena Strickler
Wikipedia 

banner movil



BANNER WEB AMBOS

Te puede interesar